Detalles del Artículo 0 comentarios

Cómo mantener la motivación con tus metas de largo plazo

VO_27La motivación es tu activo principal para cualquier metas que te propongas.

Sea para salir de una deuda o ahorrar para tu retiro o cualquier otro objetivo que tengas para el futuro, sin la chispa y el entusiasmo inicial por cumplir esa meta, no llegaríamos a ningún lado.

Pero ¿cómo mantener esa chispa luego de un tiempo, cuando su intensidad no es la misma y fue desvaneciéndose con la dinámica diaria de la vida?

En el camino podemos encontrar desmotivaciones que nos hagan flaquear. ¿Cómo perseverar y seguir comprometidos con esas metas aunque se vuelva difícil?

Acepta que el fracaso es parte del proceso

Tal vez ya abandonaste alguno de tus objetivos que te propusiste al recibir al año nuevo o gastaste más de lo que habías planeado este mes. Bueno, más de uno está en esa situación porque es normal. A veces se torna difícil mantener nuestro compromiso con la meta de largo plazo porque parece tan lejos, tan inalcanzable, tan imposible o porque nos dejamos distraer con otras cosas.

Piensa que ya has logrado bastante, piensa en las cosas que hiciste bien. Resalta lo positivo y reafirma tu habilidad y voluntad para alcanzar tu meta. Eso reforzará tu motivación.

Concéntrate en aquello que puedes controlar

Siempre habrá factores externos que pueden afectar tu camino y a veces no puedes hacer nada para cambiarlas, por eso tienes que buscar la mejor forma de navegar a través de situaciones complicadas.

El pasado ya no puedes controlarlo, pero si puedes poner el foco en las cosas sobre las que aún puedes hacer algo, como ser tus acciones y decisiones futuras. Si tu meta es procurarte una buena pensión o ahorrar para tu casa propia en varios años, deja de lamentarte por ese pasado y se proactivo con lo que está por delante.

Disfruta el desafío

Cualquier meta a largo plazo tiene sus desafíos, es un viaje más largo que en ocasiones puede parecerte inalcanzable.

La diferencia puede hacerla tu actitud: abrazar el desafío te mantendrá más motivado, piensa en el orgullo que sentirás cuando la hayas cumplido, tras haber sorteado dificultades y haberte mantenido firme en tu cometido.

Cuando reconozcas la magnitud que tiene lo que estás tratando de lograr, la inspiración vendrá sola a ayudarte a disfrutar el viaje.

No pierdas la perspectiva

Una visión fuerte y clara de tus metas es primordial para tu éxito, pues te mantendrá activamente en persistencia con ella. Imagina  el día en que tu deuda sea $0 o que estés abriendo la puerta de tu hogar propio porque has tomado buenas decisiones y te has mantenido firme en luchar por lo que querías.

Esa visión te seguirá impulsando a continuar, a no decaer, a seguir paso a paso caminando hacia tu destino final, el que tú haz decidido.

¿Cuál es tu consejo para otras personas que ya se han planteado metas al largo plazo?

¡Hazte fan de nuestra página en Facebook con un Me Gusta y síguenos en Twitter para estar siempre al tanto de lo que tenemos para ti y tus finanzas!

 

 

Comentarios de usuarios

Siga los comentarios por medio de RSS