Detalles del Artículo 0 comentarios

Presupuesto 50/30/20: la receta para una vida financiera sana

Nada peor que pensar en cómo dividir nuestro dinero para que, entre tantas obligaciones financieras, sea lo más favorable a nosotros.

Lo cierto es que si dominas ésta tarea y la haces bien, puede llegar a ser tan favorable como nunca lo habías imaginado.

Sólo se trata de hacer un simple cálculo responsable del destino que debe y puede tener nuestro dinero. Aunque existen diversas formas, para facilitarte la tarea te traemos una solución: el presupuesto 50/30/20, la mejor manera de distribuir tu dinero.

Dentro del de personas que la usan hay tanto recién graduados, como parejas o profesionales, solteros o casados y familias, porque es el que más se adapta para todos, ya que es un tipo de presupuesto que te ayuda a saber no sólo cuánto dinero deberías gastar en cada cosa, sino también el orden en el que debes hacerlo, así que atiende bien:

Esta fórmula no te dice cómo desglosar tu presupuesto en cientos de categorías, sino que reduce todo a tan sólo 3.

1. Gastos esenciales: 50%

Los gastos esenciales son aquellos necesarios e indispensables para tu vida, que incluyen gastos de vivienda (arriendo), transporte, servicios (gas, luz, agua, etc.) y comida.

No más del 50% de tus ingresos netos deben destinarse a estos gastos.

2. Prioritarios: 20%

Las prioridades financieras son aquellas que te permiten construir cimientos sólidos para tus finanzas: los aportes a tu retiro, tus ahorros y el pago de deudas, si las tienes.

Una vez que haz satisfecho los gastos esenciales, y antes que cualquier otra cosa, debes hacer estas contribuciones, que básicamente son las que te darán la tranquilidad financiera que quieres tener tanto en el presente como en el futuro y las que te permitirán alcanzar tus metas.

Si no tienes deudas que pagar, ¡mejor para tus ahorros!

3. Optativos: 30.

Con gastos optativos nos referimos a todos aquellos que hagan a tu estilo de vida, los que no deben superar el 30% de tus ingresos totales.

Estos gastos son voluntarios y discrecionales. Se identifican más con el entretenimiento y el estilo de vida que eliges, como cable/internet, membresía del gimnasio, mascotas, cenar afuera, pasatiempos, salir a un bar ,cuidado personal, donaciones, etc.

Y ¿por qué son las últimas cosas a tener en cuenta en tu presupuesto?

Bueno, porque cuando salgas de shopping a comprarte esa camisa que querías, o pagues ese día de spa que deseabas, o vayas a ese lindo restaurant a festejar tu aniversario, lo hagas sin sentirte culpable y lo disfrutes al máximo, porque sabes que ya te has encargado de tus gastos esenciales y tus prioridades financieras primero.

¡Inténtalo! Ésta fórmula, más tu compromiso, es casi infalible. Y compártela con tus conocidos para ayudar a los demás a tener una vida financiera saludable.

¡Hazte fan de nuestra página en Facebook con un Me Gusta y síguenos en Twitter para estar siempre al tanto de lo que tenemos para ti y tus finanzas!

 

 

Comentarios de usuarios

Siga los comentarios por medio de RSS