Detalles del Artículo 0 comentarios

Visualiza tu futuro financiero

Para algunos de nosotros no resulta tan divertido planificar nuestras finanzas con lápiz y calculadora, pero igual queremos tener un mapa de ruta que guíe nuestro camino financiero.

Este tablero financiero puede ser una excelente manera de soñar tus metas y ayudarte a planear cómo vas a cumplirlas.

Empecemos por definir qué es el famoso tablero de visualización: es como una pizarra donde tienes presentes todos tus sueños. Hay quienes utilizan un corcho por ejemplo, otros que prefieren una cartulina o sólo dibujar en algún tablero acrílico. El punto es que en este pequeño espacio que crearás para ti, almacenarás todo lo que te lleve a conseguir la vida que sueñas.

Quizá el tablero que estás creando incluya una casa grande, un matrimonio feliz, las vacaciones que quieres, un bebé hermoso y sano, o simplemente una foto tuya, feliz de haber superado todos tus obstáculos económicos. Las posibilidades de creación de tu tablero son infinitas, deja que fluya tu imaginación en su construcción. La idea es que encuentres entre 5 y 10 metas en las que quieras concentrarte y hacerlas realidad.

¿Por qué debo crearlo?

Entre los beneficios que tiene crear tu tablero de visualización está poder concentrarte día a día en las cosas que son importantes para ti y no dejarlas a un lado. El simple hecho de escribir tus objetivos ya te acerca un paso a ellos y te ayuda a concentrar todas tus energías en lograrlo.

¿Qué necesito para hacerlo?

– Un corcho o tablero que quieras escoger

– Cinta o goma

– Revistas, fotos, recortes, hojas y marcador

– Y, lo más importante, un sitio tranquilo y disposición para hacerlo

¿Cómo crear un tablero de visualización exitoso?

Soñando despierto.

Hemos estado condicionados a querer siempre las cosas que tenemos alrededor. Vamos a un centro comercial y nos antojamos de todo lo que hay en las vitrinas o vemos un anuncio de carro y de inmediato pensamos en que deberíamos hacer una renovación del nuestro. Ahora es tu momento de pensar y rodearte de las cosas que TÚ quieres tener.

Antes de empezar a revisar las revistas, tómate unos minutos y con tus ojos cerrados imagina cómo es la vida que quieres y qué te hace o te haría feliz. Recuerda que no sólo hablamos de las cosas materiales, este tablero debe incluir todos los aspectos de tu vida; un matrimonio fuerte y estable o salir de la deuda son cosas que debes tener presente en la elaboración.

La recolección.

Es momento de empezar a ver las revistas y catálogos que tienes a la mano. No discrimines nada, recorta todo lo que te llame la atención, en este momento tu cerebro estará procesando tu vida como la quieres y lo que ves en los catálogos te irá guiando. No te preocupes si empieza a acumularse mucha información, ya vendrá el momento de la selección.

Si ves la fotografía de una mujer practicando técnicas de relajación en la playa, y quisieras estar así, entonces recórtalo. Todo lo que salte a la vista es bienvenido y será útil.

Momento de edición.

Una vez hayas recortado un número considerable de imágenes, llegó el momento de seleccionar cuáles son las que te ayudarán a alcanzar tus metas. Te sugerimos dividirlas en una de estas dos categorías: metas por años o metas por interés (salud, vacaciones, finanzas, etc.) y ubicarlas en el tablero, pero sin pegarlas todavía. La idea es visualizar de forma clara como irán quedando. Ellas mismas tomarán la forma adecuada.

No te desesperes si quieres poner muchas más de las que te caben, esto también es parte del ejercicio, priorizar y seleccionar son dos cosas que aprenderás. Organízalas según sus prioridades y busca números para agregárselos.

Llegó la hora del compromiso.

Habiendo priorizado ya, éste es el momento donde tomarás la goma y empezarás a pegar los recortes. Utiliza este tiempo para mentalizarte con las metas que te estas proponiendo. No importa que tan inalcanzables parezcan al comienzo, el primer paso para hacerlas realidad es decirte a ti mismo que sí es posible.

Visualizándolo.

La parte más importante de haber creado este tablero es la definición de tus metas. Ahora que ya las tienes claras y has creado un monumento a tu vida ideal, no puedes olvidarlo. Cuélgalo en un lugar que veas todos los días, cerca de tu cama o si tienes familia, ponlo en la cocina así todos pueden verlo constantemente y así no olvidar cuáles son las prioridades. Otra forma efectiva de tenerlo presente es tomarle una foto y usarla de fondo de pantalla para tu computador y celular.

El plan para hacerlas realidad.

Las metas no se van a cumplir si no trabajas en ellas. Como te sugerimos debes enumerarlas en orden de prioridades. Si, por ejemplo, salir de la deuda del carro fue la número 1, entonces para esa trabajarás primero. Incluye la realización de esta meta en tu presupuesto, y abona dinero a ella mensualmente.

¿Qué piensas? ¿Quieres saber mas? Siguenos en @edmond_co y facebook.com/edmondcolombia

 

 

Comentarios de usuarios

Siga los comentarios por medio de RSS